jueves, 17 de diciembre de 2009

Darren Star un hombre con estrella

Darren Star & Maria Semple Speak At The Strand Book Store
Nació en la llamada Ciudad de los Ángeles y con su propia estrella. Es Darren Star, el productor y guionista más exitoso de los últimos años dentro de la televisión estadunidense.
De su pluma y creatividad surgieron series como Beverly Hills 90210, Melrose Place y Sex and the City.
Darren Star, un judío de 48 años, ha marcado pauta a lo largo de 18 años en Hollywood, no sólo con sus series, también siendo una de las primeras celebridades de la industria en aceptar abiertamente su homosexualidad. Punto a su favor especialmente en relación a su excelente entendimiento con las audiencias femeninas, dicen los críticos al tratar de explicar el éxito que durante más de una década ha registrado la historia en televisión de Carrie Bradshaw y sus inseparables amigas Miranda, Charlotte y Samantha, así como los 415 millones de dólares recaudados por la película en todo el mundo.
“Mucha gente ha dicho que el papel de Samantha lo escribí como si fuera un hombre homosexual, pero nada más lejano e injusto. Para mí Sex and the City se trata de intentar ver a las mujeres desde un lugar de comedia, y Samantha es un personaje cómico exagerado”, confesó en una entrevista.
“Creo que las personas proyectan lo que quieren de ella, pero decir que Samantha no es una mujer es degradante para ella. Quiero decir ¿por qué no puede una mujer ser así?, una mujer que tiene ese tipo de libido existe, las mujeres que son mujeres alfa. El hecho de que la gente se identifique con ella, los hombres homosexuales, las chicas, cualquiera pueda decir ‘Soy Samantha’, es maravilloso”, agregó.
Consciente de su influencia en la televisión contemporánea, Star se dice “culpable” de la invasión femenina que vemos hoy en la pantalla chica y responsable también del glamour y la estética que gracias a Sex and the City presentan las nuevas producciones.
“Cuando dije que quería que Sex and the City fuera como una película de 20 minutos de duración me trataron de loco y cosas peores. Por suerte, al final entendieron que la estética de la serie era la columna vertebral del proyecto. No me gustan los productos televisivos con esa pinta barata. Desde el principio era a mi manera o de ninguna manera: tenía que ser algo personal. Ayudó el hecho de hacerlo para TV de paga, que no tenía la presión de la audiencia”, declaró recientemente.Y es que para el productor estrella, la televisión se ha convertido en un negocio cada día más difícil, con públicos más reducidos, intereses específicos y bien definidos, pero totalmente diferentes, por lo que apostar por remakes no es lo suyo, prefiere probar nuevas propuestas que regresar al pasado.
Pero el mundo femenino no es lo único que interesa a Darren. Su amor por Israel y sus raíces están presentes en su futuro.
En diferentes ocasiones el productor ha recorrido Tel Aviv visitando bases militares, la Escuela Rogozin, donde estudian los hijos de los refugiados y de los trabajadores extranjeros, así como la Cinemateca, buscando conectarse y ponerse al día con el cine israelí.
“Me gusta que hay conciencia acerca de Israel como una comunidad de negocios, como un lugar donde se generan ideas y que éstas se filtren en nuestro radar allá Hollywood”, comentó a la prensa local durante su más reciente visita a la ciudad.
Más de Darren
Star también apareció en algunos episodios de Beverly Hills 90210, pero siempre haciendo papeles de extra.
Darren también estuvo detrás de cámaras y mostró su talento como director en capítulos de Kitchen Confidential, Miss Match, Sex and the City y Beverly Hills 90210.
Ha producido más de diez series.
En 2008 recibió un premio Emmy por la serie Sex and the City.
En 2001 fue reconocido como el Productor del Año, por el Sindicato de Productores de Estados Unidos.

Vía exonline

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts with Thumbnails
Se ha producido un error en este gadget.